Tienda Esoterica, productos esotericos

Botella de la suerte de Navidad (Regala suerte)

Botella de la suerte para Navidad

Desde la antigüedad, esta planta que lleva en su interior ha estado considerada como una planta con ciertos poderes para dar suerte, salud y prosperidad.

Según la tradición esta planta se debe regalar, y una vez en casa hay que situarlo cerca de la puerta de entrada, para barrar el paso a los malos espíritus, al año siguiente hay que quemarlo y debe ser sustituido por otro de nuevo que también debe ser regalado, y así sucesivamente cada año. 

Más detalles


6,66 € impuestos incluidos.

Añadir a mi wishlist

30 otros productos de la misma categoría:

Botella de la suerte para Navidad

 

Hay variedades de esta planta que alcanzan hasta un metro de altura. Sus hojas son del mismo color verde que las ramas, con flores de un verde amarillento que se abren entre febrero y mayo, según el clima. Su fruto es esférico, del tamaño de un guisante, igual que el del acebo, pero de color blanco verdoso.

 

Fue muy apreciado por los druidas y por los demás pueblos celtas de Europa, en especial los galos, que transmitieron esta tradición a los anglosajones. Esta planta ocupó un lugar importante en la farmacopea antigua.

 

También está presente en la mitología nórdica, consagrado en ella al Dios Baldur, a quien estaba consagrada la primavera. Se utilizó en esas latitudes como planta de buen augurio y estuvo presente en las fiestas del solsticio de invierno.

 

Desde la antigüedad pues, ha estado considerada como una planta con ciertos poderes para dar suerte, salud y prosperidad.

 

Por el simple hecho de tener color verde durante todo el año, es símbolo de vida eterna, y según los antiguos celtas que tenían la costumbre de recolectarlo por las fechas navideñas, debían cortarlo con una hoz de oro, porqué creían que de esta manera les daría riqueza y lo convertiría todo en dinero, ya que dicha planta al secarse adquiere un color dorado y posee unos frutos parecidos a las perlas.

 

Según la tradición esta planta se debe regalar, y una vez en casa hay que situarlo cerca de la puerta de entrada, para barrar el paso a los malos espíritus, al año siguiente hay que quemarlo y debe ser sustituido por otro de nuevo que también debe ser regalado, y así sucesivamente cada año. En esa misma línea tradicional, se desarrolló especialmente en Inglaterra el comercio de esta planta para presidir en las casas las fiestas de Navidad y Año Nuevo. Por lo general se colgaba del techo.

 

La tradición navideña del "ramo de la suerte" se extendió por toda España a partir de finales del primer cuarto del siglo XX.

 

Botella: 5cm de alto x 2 de ancho

Carrito  

Sin producto

Transporte 0,00 €
Total 0,00 €

Carrito Confirmar

Newsletter

PayPal

Visita )O( Luna Celta)O(

Ceca